Hombres G se alista para sorprender a mexicanos


Por: LH


Hombres G, el icónico grupo español del rock-pop de los ochenta acaba de lanzar su nuevo trabajo discográfico titulado ‘Resurrección’.  Fueron cuatro años los que les tomó preparar este proyecto, y David Summers ya nos aseguró en su momento, que se trata del mejor disco que jamás han grabado juntos.  


La reinvención del cuarteto madrileño integrado por David Summers, Dani Mezquita, Rafa Gutiérrez y Javier Molina, llegará rescatando su esencia, pero poniendo un pie de forma decidida en el futuro, y son muchísimas las sorpresas que tienen preparadas para su nueva era.


Entre ellas, su participación en la octava edición del festival Pal’l Norte, en el Parque Fundidora de Monterrey, el próximo sábado 23 de marzo a las 19:30hrs acompañados de Enanitos Verdes, para llenar de nostalgia el escenario Tecate Light. Por otra parte, tras la reciente salida de su nuevo trabajo “Resurrección” , del cual ya adelantaron  el video y sencillo del tema  Con los brazos en cruz , y la canción Confía en Mí; contemplan una breve visita a la Ciudad de México, el martes 26 de marzo, para sorprender a los fanáticos con una probadita de su nuevo material con showcase y firma de disco que se llevará a cabo en el Mixup de Reforma 222, a partir de las 17:00hrs.


Cabe recordar que desde 1986 hasta 2010, Hombres G editó once discos acompañados de giras multitudinarias que a la fecha los mantiene activos en Estados Unidos, España y Latinoamérica, regalando a su público éxitos inmortales como Temblando, Devuélveme a mi chica, Venecia, Suéltate el pelo o Voy a pasármelo bien.


Este 2019, ‘Resurrección’ da pie a su regreso histórico con un disco lleno de fuerza, experiencia e historias de vida a través de su filtro más rockero, que le tomó a Hombres G, casi cuatro años en el proceso de grabación debido a numerosos compromisos musicales; y a pesar de este paro compositivo, el resultado cuenta con un repertorio de once nuevas canciones en las que apuestan su carisma al cien por ciento. ¡Larga vida al rock!