Por: LH

Foto: Cortesía


El intérprete puertorriqueño sorprendió a sus fans, con el lanzamiento de Pausa, nombre que da vida a su EP, en el que plasma el romanticismo, nostalgia y vida; sentimientos que emergen de Ricky Martín, y que sin más, decidió compartirlo con su público.

“El momento que recibí las canciones masterizadas sentí que no quería seguir el proceso tradicional de lanzar un álbum, es decir, esperar semanas y hacer una gran promoción alrededor de eso. Por primera vez en mi carrera, quise entregarlo así y que el factor sorpresa hiciera su magia. Lo que van a encontrar en este EP es transparencia, pureza, romanticismo, nostalgia y mucha vida”, expresó Ricky Martin.

Además no es cualquier material, ya que fusiona su talento junto con Bad Bunny, Pedro Capó, Diego El Cigala, Carla Morrison, Residente y Sting, todos ellos de géneros distintos, que acompañan las ganas de Ricky para seguir creando música innovadora.

Uno de los trabajos más humanos para el intérprete de “La mordidita”, ya que a través de cada una de las melodías, deja ver las vivencia que ha tenido durante este distanciamiento social. Por lo que hace un viaje hacia la vulnerabilidad que asecha a miles de personas, dándole un poder rítmico y anteponiendo el amor.

El ganador de múltiples Grammy y Latin Grammy, ha considerado a lo largo de su carrera, que la presunción no es lo suyo, demostrándolo en cada una de las interpretaciones que hace, ya que no es la primera vez que sorprende a la industria, silencioso y con grandes cosas, así es como de pronto se sabe de sus nuevos proyectos.

Pausa es, indudablemente, otro importante referente en la historia de la admirada trayectoria artística de Ricky Martin. Este trabajo tendrá una segunda parte titulada Play enfocada en temas más rítmicos, de la que habrá más detalles próximamente.

Junto con el lanzamiento de Pausa, la Fundación Ricky Martin comenzó la segunda fase de sus esfuerzos de ayuda humanitaria, enfocada en ayudar a las comunidades vulnerables en Puerto Rico y República Dominicana que están en alto riesgo ante el COVID-19 y desastres naturales.