Little Birds el lado más erótico de Anaïs Nin


Por: Liliana Hernández

Foto: Cortesía


La seducción y el erotismo llegan este 14 de febrero a la pantalla de STARZPLAY, con una serie que nos llevará por un viaje de época, pero con las adversidades que se tienen en el tiempo actual, tanto entre las relaciones de pareja, el amor entre dos personas del mismo sexo, o quizá el erotismo, y mucho más llegan con Little Birds.


La trama se remonta a 1955, en donde habla de la heredera de Nueva York Lucy Savage (Juno Temple) recién desembarcada del barco transatlántico y lista para el amor y el matrimonio en climas exóticos. Pero cuando su marido Hugo (Hugh Skinner) no la recibe de la forma que ella esperaba, se sumerge en el sorprendente, diverso y degenerado mundo de Tánger del año señalado.


Sin duda, un excelente trabajo, visualmente estamos hablando de un gran trabajo al ver aquellos vestuarios y peinados de aquella época, el estilo un tanto de cabaret y el glamour que existía en aquel entonces, que hoy podría ser considerado un tanto más grotesco.


Pero sin duda, lo más apreciable es el erotismo con el que se lleva a cabo la historia, ver la parte abierta a este campo, inclusive fue señalado durante mucho tiempo y que generó parte de lo que hoy llamamos "tabues".


“Little Birds” es una historia moderna de una mujer que empieza perdiendo y luego se encuentra en un mundo cautivador. Lo que Lucy descubre es un mundo en constante cambio, un país que se estremece en la cúspide de la independencia, poblado por una miríada de personajes, incluyendo a una provocativa dominatriz, Cherifa Lamor (Yumna Marwan), quien captura la imaginación de Lucy de una manera particular. Una reinvención audaz y subversiva del melodrama en tiempos modernos, “Little Birds” lleva al público y a todos nuestros personajes en un viaje ingenioso, conmovedor y provocativo hacia la libertad y la independencia.


Como puedes ver, el amor tiene muchas caras y Little Birds nos muestra la más sensual.