La plomería también es cuestión de mujeres


POR:; TB


Si bien la pandemia trajo consigo desestabilidad para muchos de nosotros, quienes más lo han resentido son los grupos vulnerables,

en donde hombres y mujeres, han visto más limitadas sus posibilidades para

obtener un empleo o empezar su propio negocio, pues el impacto que ocasionó el Covid-19 se resintió a manera de una crisis económica importante.


El mercado laboral fue uno de los más golpeados por la pandemia, donde millones

de trabajadores en el mundo perdieron su fuente de ingreso, dejando a millones de

familias en situaciones críticas a causa del paro repentino de ciertas actividades

económicas que antes del Covid-19 eran cotidianas.


En México, de acuerdo con datos del INEGI, durante todo 2020, la población

ocupada perdió un total de 3 millones 252 mil 64 trabajadores, de los cuales el

54.4% fueron trabajadoras mexicanas, es decir el mayor impacto de pérdida de

empleo fue para las mujeres que tenían empleo formal; en tanto, en el informal se

estima que de diciembre de 2019 a diciembre de 2020 el 80% de las mujeres perdió

su empleo.


Esta situación no sólo les representó la pérdida de trabajo, sino también fueron las

que se encontraron en situación de mayor vulnerabilidad, ya que en su mayoría

pertenecían al sector informal, el cual no cuenta con prestaciones ni beneficios o

derechos que por ley las protejan de una situación de desempleo.


Está comprobado que las mujeres aportan una visión muy complementaria en la

toma de decisiones y que tienen una mayor empatía y conexión durante el trabajo

con grupos de interés, así como en temas de ambiente y sustentabilidad. Si las

mujeres participaran al mismo nivel que los hombres, el ingreso per cápita sería

22% más alto, mucho más de lo que se ve en otros países. En México, la

participación laboral de las mujeres es mayor en zonas urbanas y en las zonas

donde los salarios son más altos.


Es así que con el objetivo de impulsar a las mujeres en el área laboral para que

tengan mayores oportunidades, Fundación Helvex, A.C., desde hace varios años,

contribuye en ayudar a los sectores más vulnerables a través de la certificación de

mujeres y hombres en el oficio de la plomería, permitiéndoles generar una fuente

de empleo y mejorar sus ingresos económicos, a través de la formación teórica y

práctica en el ejercicio de las Instalaciones Hidrosanitarias, al tiempo que además

se convierten en vigilantes del agua en inmuebles.


Actualmente las mujeres destinan 74 por ciento de su tiempo a las labores

domésticas contra 23,6 por ciento de los hombres, señala el INEGI. En México, el

88 por ciento de las mujeres son amas de casa, el 28% trabaja medio tiempo y el

27% lo hace jornada completa mientras que el 33% no trabaja.


En muchas ocasiones las mujeres no tienen opción para decidir, y tienen que

hacerse cargo del cuidado de los hijos y del hogar, lo cual genera pobreza de tiempo

y agudiza las brechas económicas y de desarrollo entre hombres y mujeres.

Esta es una de las razones por la que Grupo Helvex como empresa responsable

crea esta iniciativa en el año 2013, con la idea de abrir un grupo para mujeres de

determinado contexto para poder brindarles herramientas a fin de mejorar su

situación.


Y el vehículo fue la plomería, ya que puede ser una técnica que ellas

pueden realizar tan bien como los hombres y que les daría la posibilidad de obtener

un ingreso, de brindarles autoestima y las herramientas necesarias para mejorar su

situación.


A lo largo de estos años se han logrado capacitar a un número importante de

mujeres, teniendo varios casos de éxito con mujeres plomeras certificadas y que

trabajan para importantes empresas. Sólo con apoyo de nosotros mismos

saldremos adelante.