"Bebés tras las rejas", la nueva serie de A&E



Una serie que tendrá un gran impacto en la sociedad y el mundo entero, un controversial reality que muestra la realidad que viven las mujeres que tienen a sus bebés en prisión y la manera en como deben enfrentar este proceso, el cual no es nada fácil, ya que a pesar se tener a sus pequeños con ellas dentro de la cárcel, hay cuidado especiales y reglas que no deben romperse. A partir de hoy en punto de las 21:10 horas por A&E, podrán ver diferentes capítulos que mostrarán estas perturbadoras historias de madres presas en la cárcel de Indiana en Estados Unidos. Mujeres que están condenadas por diferentes delitos graves, y ahora tendrán que asumir un nuevo reto, el mantener el cuidado de sus bebés dentro de celdas especiales, proyecto al que no todas con candidatas, depende del tiempo de condena que tengan y mucho tiene que ver, la adaptación psicológica que poseen las presas. Historias bastante fuertes y que son basadas en casos reales, realidad que enfrentan presas de Estados Unidos y que en México también existe, por lo que durante los cortes comerciales, se proyectarán algunas cápsulas de la situación que enfrentan las reas en los penales de México, cabe mencionar que existe una gran diferencia en el trato y reglas que emplea cada uno de los penales que se han sumado a estos programas de apoyo a las mamás que desean mantener consigo a sus bebés. Uno de estos programas es el Wee Ones Nursey, en Indiana, del que se proyectarán 10 capítulos con las historias de Sthepanie, Brandi, Taylor, Sydney, Jeanie y Donyell, quienes ofrecerán sus vivencias y testimonios de lo que es vivir con sus bebés en prisión. Momentos difíciles, ya que si irrumpen en una de las normas, podrán quitarles a sus hijos de manera inmediata y regresarlas a las celdas normales. Cada año en los Estados Unidos nacen 10.000 niños detrás de las rejas, de esta impactante cifra, en la mayoría de los casos los bebés son separados de sus madres inmediatamente después del nacimiento. Por lo que se busca seguir implementando este tipo de programas, que les permitan mantener a sus bebés por un tiempo prudente, para que después puedan entregarlo a algún familiar y crezca como cualquier otro niño, fuera de prisión.

Después de la presentación del primer capitulo, tuvimos la oportunidad de platicar con Saskia Niño de Rivera (Presidenta de Reinserta un Mexicano A.C), quien abordo algunos temas de cómo se vive este proceso en algunas cárceles de México.

“Somos una fundación de prevención contra el delito, se fundo hace 5 años, hoy en día, es la fundación más importante en materia de maternidad en prisión, es un tema muy olvidad en México, nosotros en el 2005 presentamos el anuario de “Los Niños Invisibles”, ahí le dimos entrada a este proyecto, con alrededor de 120 niños de Santa Martha Acatitla, también, escribimos el apartado de maternidad que hoy se ejerce en la ley penal que da voz y voto a los derechos de la mujer”.

“En México hay un sistema muy diferente a Estados Unidos, aquí pesa más lo que dice derechos humanos y no tan fácil le quitan su bebe a una reclusa, sin embargo, no es tan fácil meter esto programas a las cárceles, ya que tenemos que convencer a las mamás y aparte que en los penales no hay un control, todo esa bajo co-gobiernos o autogobiernos”.

“Aquí no importa el delito que haya cometido la reclusa, todas tienen derecho a tener a sus hijos dentro del penal, al menos hasta los 3 años de edad, pero hay casos que los tienen hasta los 14 0 15 años, tenemos un casi así en Acapulco”.

Mencionó que todo programa tiene un proceso, el cual comienza con las bebe tecas, donde buscan fomentar la estimulación temprana de los bebés, de ahí viene el desarrollo del niño y en una tercer etapa, el emprendimiento de la mujer, además se trabaja con las mamás, el momento de separación de sus hijos. La fundación busca a través de donativos, crear más espacios como estos en las cárceles de México y que así, los niños no pasen solos los primeros años de vida, sin embargo, en México no hay aún un programa que ayude los niños con padres en prisión.