Cómo cuidar las lesiones más comunes al hacer ejercicio


POR: TB


Hacer deporte brinda muchos beneficios a nuestra salud tanto físicos, como mentales. Por una parte, nos ayuda a mantenernos sanos, a tener un estilo de vida activo y al mismo tiempo aumenta nuestra sensación de energía, pero también, promueve un mejor ciclo de sueño y mejora nuestro estado de ánimo en general.

Hoy en día, el ejercicio se ha convertido en parte integral en la vida diaria de las personas y es muy común que ocurran cierto tipo de lesiones que pueden ocasionar dolor y molestias durante algunos días. Sin embargo, es posible prevenirlas y/o tratarlas si utilizamos los productos adecuados que nos brinden el soporte necesario para su recuperación.

César Torres, ortopedista de Actimove®, nos comparte cuáles son las lesiones más frecuentes al hacer ejercicio y una serie de recomendaciones para su tratamiento:

Esguinces del tobillo: Estas ocurren cuando los ligamentos que mantienen la estabilidad y soporte de la articulación se estiran más allá de sus límites y se rompen de forma parcial o completa. La mayoría de las veces es posible recuperarse de este tipo de lesión en casa aplicando hielo sobre el tobillo y utilizando una tobillera especializada, cuyo uso es recomendable para aumentar el soporte de la articulación del tobillo, mejorar el equilibrio y el fortalecimiento muscular.

Lesiones de la rodilla: Pueden presentarse esguinces, rupturas de ligamentos o tendones y desgarros meniscales que generalmente se dan durante la adolescencia y están ligadas a la actividad deportiva.

Para tratar este tipo de lesión se recomienda el uso de una rodillera patelofemoral, la cual está diseñada para ayudar a resistir el desplazamiento lateral de la rodilla y mantener su alineación. Adicionalmente, disminuye la carga del aparato extensor e incrementa la temperatura, mejorando la circulación.

Lesiones en la muñeca: La muñeca está conformada por varios ligamentos que son propensos a sufrir lesiones debido a su localización o la función que cumplen. Pueden ser esguinces provocados a partir de una caída o golpe directo, o también se pueden dar lesiones crónicas por movimientos de repetición o ciertas actividades como tenis, golf, gimnasia, entre otras.

Es recomendable utilizar una muñequera con soporte palmar que ofrezca compresión en la zona para disminuir la inflamación y que proporcione una cicatrización adecuada a los ligamentos afectados para que recuperen su longitud normal.

Para atender cualquiera de estas lesiones también se recomienda buscar productos libres de neopreno o látex, ya que este tipo de materiales podrían causar irritaciones en la piel. Una excelente opción es la línea de Actimove® Sports, que cuenta con un robusto portafolio con productos especializados para cada parte del cuerpo, como muñequeras, rodilleras y tobilleras, ideales para cada necesidad. Además, tienen tecnología COOLMAX® AIR, que ayuda a equilibrar la temperatura ofreciendo una excelente gestión de la humedad y transpirabilidad del área, de esta manera se mantiene la frescura y comodidad, y no contienen látex ni neopreno.

Recuerda consultar a un especialista si presentas dolor de forma continua, dolor intenso que no se controla con analgésicos, inflamación, incapacidad para movilizar el área afectada o tolerar la carga de peso. Lo más importante es que puedas sentirte cómodo realizando cualquier actividad física y, sobre todo, brindar la atención adecuada a cualquier lesión que pueda presentarse para sentir la confianza de mantener una vida en movimiento.